DEPORTES

Ejercicio en la oficina, una actividad fácil y rápida que cuida la salud

Hacer pausas durante la jornada laboral para realizar actividades que mejoren la condición física, genera grandes beneficios para la salud, señala experto en medicina del deporte del ITESO.

¿Cuántas horas de su jornada laboral las pasa sentado? ¿Sufre de dolores de cabeza y espalda, estrés o falta de concentración? Hacer pequeñas pausas a lo largo de las ocho horas de trabajo puede generar grandes beneficios para su salud, de acuerdo con Alejandro Pliego, coordinador de Actividad Física y Salud del Centro de Educación Física y Salud Integral del ITESO.

ejercicio

“Una pausa activa es un momento de activación dentro de la jornada de trabajo que permite un cambio en la dinámica laboral donde se puede combinar una serie de movimientos que activan los músculos, el corazón y el sistema circulatorio, la respiración y lo cognitivo”, explica.

Pliego recomienda hacer la pausa de 5 a 10 minutos cada dos horas, para caminar, subir y bajar escaleras, estirase o hacer ejercicios de respiración, actividades que ayudan al cambio a mejorar la postura, liberar el estrés articular y muscular, favorecer la circulación, reducir el estrés, mejorar la capacidad de concentración y mejorar el desempeño laboral.

“Además se pueden complementar estas acciones con otras como dejar el auto un poco más lejos para caminar un poco más, evitar las escaleras eléctricas y los elevadores en los centros comerciales, y evitar llamar por teléfono a los vecinos cercanos en la oficina yendo a hablar con ellos en persona”.

El experto  en medicina del deporte del ITESO explica que el  investigador alemán Wildor Hollmann, quien estudió los efectos de la actividad física a nivel cardiovascular, metabólico y cerebral, aseguraba que cada minuto que las personas pasan sentadas, van perdiendo conexiones neuronales. De ahí la importancia de la actividad física en el lugar donde se pasa la mayor parte del día.

En 1953, otro investigador, Jeremy Morris, realizó un estudio en el anfiteatro de Londres, analizando los corazones de personas que sufrieron un infarto.

“Se metió al anfiteatro de la ciudad de Londres y se dedicó a revisar los corazones de los cadáveres de diferentes gremios, en cuanto a los servicios que realizaban. Y se encontró con un caso muy interesante, que eran los choferes de los camiones, de los autobuses de dos pisos británicos, comparados con los inspectores. Veía él que los choferes tenían casi el triple de incidencia que los inspectores. ¿Cuál era la característica laboral-ocupacional de uno y otro? El chofer todo el tiempo estaba sentado, y el inspector caminaba, se subía al camión, pedía boletos. Estamos hablando de los años 50”, comenta.

httpv://www.youtube.com/watch?v=XVgQg4Utxe8

Debido a esto, la promoción de la salud en el trabajo fue tomando auge.

“¿Cómo lograr que la persona, en su tiempo laboral, haga movimientos corporales que promuevan su salud? No el rendimiento, no el cuerpazo, no cuadritos.  Habida cuenta de que es más tiempo el que está uno en la jornada laboral, hay qué ver de qué manera se puede incidir en su salud. Hay muchas empresas que ya lo hacen”.

“Entre los efectos a nivel cerebral de la actividad física, siempre se pensaba y siempre se pensó que cuando alguien hace algún tipo de ejercicio físico, el cerebro  pareciera que se traslada al músculo. Pero ellos vieron que cuando alguien empieza a caminar en un paso no muy fuerte, a tres kilómetros por hora, que es un paso muy cómodo, se incrementa un 10%, el flujo de sangre a nivel cerebral. O si camina más rápido o empieza a trotar, llega a ser hasta un 300% el flujo de sangre. Y eso permite que te puedas concentrar mejor, que estés más despierto, que no te duermas”. Texto Laura Rodríguez Foto Archivo

 

Recomendaciones de los expertos

 

Beneficios de las pausas activas en el trabajo:

Favorece el cambio de posturas y rutina.
Mejora la postura.
Libera estrés articular y muscular.
Estimula y favorece la circulación.
Ayuda a reducir el estrés.
Favorece la autoestima y capacidad de concentración.
Motiva y mejora las relaciones interpersonales, promueve la integración social.
Disminuye riesgo de accidentes y/o enfermedad profesional.
Ayuda a mejorar el desempeño laboral.

Beneficios de la actividad física en empresas:

Aumenta productividad.
Mejora imagen institucional.
Disminuye rotación de personal.
Disminuye costos de atención médica.
Disminuye ausentismo laboral.

A ejercitarse:

Caminar por la oficina.
Subir y bajar escaleras.
Poner música y bailar.
Practicar ejercicios de activación de la respiración, solo o en grupos.
Realizar ejercicios de coordinación y estiramiento.
Dentro de lo posible, salir a caminar a un parque, por pasillos o por los corredores de la empresa u oficina.
Dejar el auto lo más lejos posible
No usar escaleras eléctricas ni elevadores.
Acudir al cubículo u oficina del compañero, en lugar de hablarle por teléfono.

 

Tags: , ,