INGENIERÍAS / POSGRADOS

¿Malestar económico? Consulte a doctores en ingeniería

En 1980 Corea del Sur tenía un Producto Interno Bruto per cápita de 5,544 dólares, Singapur de 15,116 y México de 10,238; para el 2010 estos datos correspondían a 26,774 para Corea y 52,170 para Singapur, mientras que en nuestro país fue de 12,441. ¿Qué características imprimieron estos países en sus políticas de desarrollo para que esto sucediera? Este y otros temas se abordarán en el Café Scientifique del martes 2 de julio. ¿Qué han hecho respecto a la formación de cuadros en ciencia y tecnología? ¿Cuál ha sido su inversión en infraestructura, políticas y programas para incentivar la creación y el desarrollo de empresas de base tecnológica? ¿Qué mejoras han hecho para elevar la calidad de la formación básica en matemáticas y física?

Las decisiones que sobre estos temas han tomado estos países han influido sustancialmente en el desarrollo económico y en la calidad de vida de sus pobladores. Para Ernesto Rayas, director del recientemente lanzado Doctorado en Ciencias de la Ingeniería del ITESO, y siguiente invitado al Café Scientifique, un ingeniero por definición orienta su trabajo a la resolución de problemas prácticos, no obstante en nuestros días, aunado a su capacidad de ingenio, es indispensable ser sensible a la problemática social de su entorno y ser capaz de avanzar la frontera del conocimiento y de desarrollar perspectivas teóricas y metodológicas que puedan impactar en la innovación tecnológica que conlleve a una prosperidad sostenible.

“El perfil de la industria electrónica como mera manufactura que compite basada en el costo de la mano de obra, ha demostrado ser poco exitosa. Los países que han optado por esta opción han visto frustradas sus expectativas dado que siempre surge una opción más barata. Sin embargo, los países que han apostado por una estrategia basada en la formación y el desarrollo tecnológico de alto nivel han alcanzado mayores niveles de calidad de vida”, sostiene este investigador egresado de la Universidad McMaster de Canadá.

“La ventaja competitiva de la industria electrónica en la actualidad está en su capacidad para incorporar valor a sus productos mediante innovaciones en ingeniería y tecnología, así como mediante el diseño y la investigación industrial, lo que a su vez constituye un eficaz motor para el desarrollo de la región”.

 

Un especialista en la materia 

Ernesto Rayas es ingeniero en electrónica por el ITESO, maestro en Ciencias con especialidad en Sistemas Electrónicos por el ITESM, y doctor en Ingeniería Eléctrica por la Universidad McMaster, Ontario, Canadá. En ITESO ha sido Profesor Titular desde 1989 y Profesor Numerario desde 2005. De 1997 a 2001 obtuvo licencia para unirse al Simulation Optimization Systems Research Laboratory de la Universidad McMaster. En 2001-2003 le fue concedido un Proyecto de Repatriación y otro de Instalación del CONACYT. Ha realizado proyectos de investigación del Fondo Sectorial SEP-CONACYT para la Investigación Científica Básica para los períodos 2004-2007 y 2008-2012, así como proyectos de investigación con compañías del sector electrónico. Es miembro del Sistema Nacional de Investigadores, así como miembro del comité editorial de las siguientes revistas: IEEE Transactions on Microwave Theory and Techniques, IEEE Microwave and Wireless Components Letters, IET Microwaves, Antennas & Propagation Journal, International Journal of RF and Microwave Computer-Aided Engineering (Wiley InterScience) y de la Revista del IEEE América Latina. Su investigación se enfoca al desarrollo de métodos computacionales para el modelado, diseño y optimización de circuitos electrónicos de alta frecuencia, tema sobre el cual ha producido más de 75 publicaciones internacionales. Desde abril de 2013 es el coordinador académico del Doctorado en Ciencias de la Ingeniería del ITESO.

Etiquetas: , , , ,

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*